lunes, 30 de agosto de 2010

Odette



Sus padres suspiraron tranquilos, sabían que Odette no preguntaría más por ahora, pero el momento llegaba y tendrían que contarle la verdad.
Cuando terminaron de cenar, Odette subió a su habitación y se acostó. Mientras en la sala sus papas se quedaron hablando entre ellos…
-Louis tenemos que decirle la verdad, tiene que saber lo que ocurre…
-No Amy, ella aun es joven, no puede haberle visto aun, es nuestra niña pequeña, es imposible-dijo Louis.
-Louis, amor, te has fijado bien en ella? Los días de luna llega más tarde de lo normal y se pasa todo el día encerrada en su habitación, leyendo y escuchando música-dijo Amy- ella le ha visto ya…
-Pero cómo? Es imposible, hemos intentado por todos los medios que no se encontrase con él, que no le viera….
-Shh! Ya mi amor, lo sé, hemos hecho lo posible, pero ya le ha visto y nos va a resultar muy difícil decirle la verdad, el secreto es demasiado grande, yo nunca le vi, pues salta dos generaciones, que tristeza que mi abuela no esté viva para decirle quien es, me tocará a mi decirle quién es su amado
Louis abrazó a Amy, sabían que tarde o temprano tendrían que contarle, que ese chico del que estaba enamorada, era un vampiro y que hacía muchos años que su familia se había encontrado con él cuando este estuvo a punto de morir, y ellos le ayudaron a sobrevivir, desde ese momento el vampiro había ayudado a todas aquellas mujeres de la familia Blackthorne.
Sin embargo, muy pocas veces se dio el caso de que una mujer Blackthorne y el vampiro se hubiesen enamorado. Por eso los padres de Odette estaban tan preocupados por ella, porque querían que su única hija hiciese una vida normal, alejada de los mitos y la fantasía, pero era tarde, lo sabían. Odette cada día amaba más a ese vampiro con el que se encontraba en las noches de luna…

Free Music Note 1 Cursors at www.totallyfreecursors.com